in

Las 28 mejores mascarillas para la cara, según lo que ocupes

Ya que ha iniciado la temporada de calor, estamos más expuestos a los estragos por exceso de sol y contaminación, es por eso que hemos hecho una lista con 28 mascarillas naturales para la cara que te servirán para consentirla y mantenerla fresca, joven y nutrida. Quedan bien para el pre verano, pero puedes usarlas en cualquier momento.

1.Mascarilla exfoliante de miel y almendras

La miel ayuda a cicatrizar y regenerar la piel, siendo bastante efectiva para combatir pequeños brotes de acné y enrojecimiento. Por su parte, la almendra humecta y suaviza.  Te dejamos esta receta sencilla:

Mascarilla de miel con almendras trituradas

Ingredientes:

  • Media taza de miel de abeja
  • Dos puños de almendras trituradas. No es necesario que queden hechas polvo.

Mezcla ambos ingredientes hasta que la almendra esté bien integrada y quede una pasta suave. Da un masaje suave en las zonas con acné o irritación. Déjala actuar por media hora y enjuaga con abundante agua tibia.

¿Cuál es la función de una mascarilla facial?

Aportar a tu piel los efectos terapéuticos de los ingredientes que usas, como nutrir, hidratar, humectar, suavizar, y devolverle su salud para que tenga un buen aspecto.

¿Cuánto tiempo se deja una mascarilla?

Dependerá de los ingredientes y propósito, pero, generalmente, lo mínimo para que haga su efecto es de 15 minutos sobre el rostro.

2. Mascarilla exfoliante de bicarbonato

Dentro de los ingredientes para hacer mascarillas naturales está el bicarbonato, que equilibra muy bien  el ph de la piel; su efecto limpiador también hace maravillas sacando las impurezas más incrustadas de los poros. Esta es una opción para usarlo en tu cara:

Mascarilla de bicarbonato con agua de rosas

Ingredientes:

  • Tres cucharadas de bicarbonato
  • Dos cucharaditas de agua de rosas, de preferencia orgánica

En un cuenco de vidrio mezcla bien los ingredientes hasta que el bicarbonato adquiera una consistencia pastosa. Espárcela por tu cara dando un ligero masaje. El agua de rosas dará extra suavidad y tonicidad a tu piel.

3. Mascarilla de azúcar

Esta mascarilla casera tiene como función principal  combatir los puntos negros y granos enterrados por su textura exfoliante. Necesitas combinar el azúcar con algo que abra el poro y suavice las impurezas para que salgan. El limón puede ser una buena opción. Lee la receta:

Mascarilla exfoliante de azúcar y limón

Ingredientes:

  • Tres a cuatro cucharadas de azúcar, de preferencia mascabado o sin refinar
  • El jugo de un limón
  • Una cucharadita de agua

Integra todos los ingredientes, aunque el agua la agregas sólo si el limón no humedece bien el azúcar. La idea es que quede un exfoliante más sólido y no tan aguado. Aplícala sobre todo en la zona T del rostro, lavando bien con agua fría al final del masaje.

4. Mascarilla de miel

Con todas sus propiedades desinflamantes, cicatrizantes y hasta antibióticas, la miel es una gran opción para tratar el acné ligero o las irritaciones causadas por piquetes de insectos. En combinación con un agente más astringente como la caléndula, será perfecto para tu cara.

Mascarilla de miel con aceite esencial de caléndula

Ingredientes:

  • Tres cucharadas grandes de miel de abeja
  • Seis gotas de aceite esencial de caléndula, de preferencia orgánico

En un recipiente de vidrio vierte los ingredientes y revuelve para que la caléndula se disipe por toda la miel. Cuando ya se hayan unido, toma una brochita y unta la mezcla sobre los puntos específicos donde haya granos, acné, puntitos blancos o negros. Deja reposar 30 minutos y enjuaga muy bien.

¿Cuánto tiempo se debe dejar la miel en la cara?

Como lo mencionamos al inicio, lo ideal es que haga efecto por al menos media hora en tu piel.

5. Mascarilla de miel y almendras

Para un efecto extra suavizante, puedes sustituir las almendras trituradas por aceite de almendras, especial para pieles súper resecas. No recomendado en caso de piel grasa o con mucho acné, pues trendrá el efecto opuesto.

Mascarilla de miel, aceite de almendras y aceite de oliva

Ingredientes:

  • Tres cucharadas grandes de miel
  • Dos cucharaditas de aceite de almendras dulces, mejor si es orgánico
  • Una cucharadita de aceite de oliva

Mezcla los tres ingredientes intentando que no queden tan separados los aceites. Con la cara limpia esparce la mascarilla por las áreas más resecas. Deja reposar cuarenta minutos y retira con abundante agua tibia y una toalla, sin frotar mucho.

6. Mascarilla de miel y bicarbonato

Esta mezcla sirve para cicatrizar, limpiar y devolverle a tu piel su equilibrio natural, eliminando el exceso de grasa. Puedes usar sólo estos dos ingredientes o adicionarle algún aceite esencial más antibiótico, como de árbol del té o de tomillo.

¿Cuánto tiempo se deja la mascarilla de bicarbonato?

Como casi todas las mascarillas, prueba dejándola por lo menos media hora.

Mascarilla de miel, bicarbonato y aceite esencial de árbol del té

Ingredientes:

  • Tres cucharadas de miel de abeja
  • Dos cucharadas de bicarbonato
  • Cuatro o cinco gotas de aceite esencial de árbol del té

Integra los ingredientes, cuidando que el bicarbonato quede lo suficientemente seco para poder exfoliar. Si es necesario, agrega más. En caso de algún padecimiento como la rosácea, esto servirá para ir sanándola y secando los brotes.

7. Mascarilla de miel y limón

Gracias a la vitamina C que contiene el limón, la piel se tonifica y puede contrarrestarse la flacidez del rostro, pero no es lo ideal aplicar sólo el jugo. Por eso se debe mezclar con un agente conductor y no tan aceitoso.

La miel puede funcionar en combinación con café molido para que sea extra reafirmante:

Mascarilla de miel, limón y café

Ingredientes:

  • El jugo de dos limones
  • De tres a cuatro cucharadas grandes de miel de abeja
  • Tres cucharaditas de asientos de café molido

Integra perfectamente los ingredientes y aprovecha los granitos de café para dar un masaje exfoliante en esas partes que pueden ser flácidas con el tiempo, como mejillas y cuello.

Deja reposar media hora y enjuaga con agua tibia y después un chorro de agua fría para reafirmar aún más.

8. Mascarilla de miel y azúcar

Exfolia a profundidad y ayuda a eliminar los puntos negros y granitos incrustados. También suaviza, nutre y devuelve el brillo si notas tu piel marchita.

Mascarilla de miel, azúcar, agua de rosas y té verde

Ingredientes:

  • Tres cucharadas grandes de miel de abeja
  • Dos cucharaditas de azúcar mascabado o no refinada
  • Dos cucharaditas de agua de rosas, de preferencia orgánica y de uso cosmético
  • Dos cucharaditas de té verde para uso alimenticio

Forma una pasta espesa pero sin grumos, hasta que el té verde quede súper bien mezclado con todo, el cual dará antioxidantes a tu piel, mientras que el agua de rosas refrescará y servirá como tónico. Es una buena mascarilla para humectar la piel.

9. Mascarilla de avena

Una excelente opción para refrescar la piel y disminuir las pequeñas manchas de la edad y el sol. Como ingrediente húmedo y base recomendamos usar leche de vaca, preferentemente orgánica y quizá puedas agregar unas frambuesas que tienen flavonoides, grandes antioxidantes.

Mascarilla de avena, leche y frambuesas

Ingredientes:

  • Cuatro cucharadas grandes de avena natural (sin cocer)
  • 1/4 de taza de leche de vaca, orgánica si es posible
  • Media taza de frambuesas frescas

Licua los ingredientes o ponlos en un procesador de alimentos hasta que la mezcla sea delgada y manejable. Enfríala un rato en el frigo y cuando esté fresca aplícala en toda tu cara, dejando reposar por media hora. Después, enjuaga o limpia con una toalla húmeda.

10. Mascarilla de café

Este ingrediente es ampliamente conocido por sus efectos tensores. Ayuda a desinflamar, eliminar la retención de líquido, tonificar y exfoliar. Si tuviste una noche de desvelo o exceso de alcohol y amaneciste hinchada, el pepino puede ser el par perfecto para esta mascarilla:

Mascarilla de café y pepino

Ingredientes

  • De tres a cuatro cucharadas de asientos de café molido
  • Medio pepino fresco

En la licuadora mezcla todo, cuidando que no queden restos grandes de las semillas del pepino, las cuales no deberías quitar pero sí moler bien. Puedes ponerla a enfriar una vez molida y esparcirla por tu rostro, sobre todo en ojeras, párpados y mejillas. Enjuaga después de cuarenta mintuos con agua fría.

11. Mascarilla de arroz para la cara

El arroz suaviza y es apreciado por ayudar a aclarar la piel, pero no usarás la semilla precisamente, sino el agua. Aquí te decimos cómo:

Mascarilla de agua de arroz y rosa mosqueta

Ingredientes

  • Una taza de arroz blanco
  • Cinco cucharadas de agua de rosa mosqueta o té de manzanilla

Antes que nada, debes remojar el arroz en dos tazas de agua durante toda una noche. Al otro día cuélalo y reserva el agua, que notarás ha adquirido un tono blanco. Mezcla esa agua del arroz con la de rosa mosqueta, que se consigue en farmacias y tiendas ecológicas.

Aplicarás esta mascarilla como un tónico, a golpecitos suaves con un algodón. Enjuaga luego de una hora.

12. Mascarilla de pepino

Perfecto aliado para refrescar, tonificar e hidratar la piel si tienes la cara hinchada o tus ojeras se notan mucho. Si quieres un efecto extra puedes mezclar el pepino con el clásico té de manzanilla.

Mascarilla de pepino y manzanilla desinflamante

Ingredientes

  • Un pepino
  • Media taza de té de manzanilla

Licúa ambos ingredientes hasta que quede un puré. Unta la mascarilla en todo el rostro, puedes usar dos rebanadas de pepino remojadas en el té para poner sobre tus ojos y desinflamarlos.

13. Mascarillas de sábila

La sábila es buenísima para tratar arrugas, resequedad y heridas. Sólo ten cuidado de no exponerte al son con la mascarilla puesta, ya que puede manchar. Como esta planta es tan completa en sus propiedades, la usaremos sola.

Mascarilla de sábila

Ingredientes

  • Dos ramas de sábila

Lava bien y pela con cuidado la sábila para obtener el gel que tiene por dentro, el cual extraerás con una cucharita y pondrás al chorro de agua para eliminar una sustancia amarilla que desprende. Cuando el gel esté limpio pásalo por toda tu cara, especialmente en zona T. Deja actuar 15 minutos y enjuaga bien, ya que si te asoleas puede manchar.

14. Mascarilla de frutas

Aliadas para aportar vitaminas y minerales a la piel de la cara. Busca la que quede mejor con tu tipo de piel o condición dermatológica. Nosotros elegimos una mascarilla poco usual, una con papaya para devolverle a tu piel los nutrientes que pierde con la contaminación y la edad.

Mascarilla de papaya, aceite de coco y vitamina E

Ingredientes

  • Una taza de papaya fresca
  • Dos cucharadas de aceite de coco, de preferencia orgánico
  • Tres cápsulas de vitamina E, uso cosmético

En el procesador de alimentos mezcla todos los ingredientes. La papaya tiene mucha agua, por lo que puede quedar algo líquida. Una vez hecha la mascarilla ayúdate con una broca para extenderla por tu cara y cuello. Déjala actuar por 40 minutos y lava bien con agua tibia.

15. Mascarillas para las arrugas

Casi todas las mascarillas con este propósito son de tipo oleoso, o sea, a base de aceites, con excepción de la rosa mosqueta, el té verde o el alga espirulina. Ahora te dejamos esta receta sencilla para tratar tu piel en caso de que tengas arruguitas leves:

Mascarilla antiarrugas de caléndula, vitamina E y jalea real

Ingredientes

  • Cinco cucharadas de aceite de semilla de uva
  • Tres cápsulas de vitamina E, uso cosmético
  • Dos cucharadas de jalea real, si es orgánica,mejor
  • Cinco gotas de aceite esencial de caléndula

En un recipiente de vidrio vierte primero el aceite de uva pues servirá de base. Revienta las cápsulas de vitamina E sacando todo su contenido. Integra los demás ingredientes hasta lograr una mezcla homogénea.

Con un pincel aplica la mascarilla, poniendo énfasis en las zonas con arrugas o resequedad. Deja actuar por media hora y enjuaga.

16. Mascarilla para la cara con yogurt

El yogurt es otra buena alternativa para refrescar y nutrir la piel, especialmente si se ha expuesto al sol. Esta mascarilla hidratante natural es como un facial casero:

Mascarilla nutritiva de yogurt y miel

Ingredientes

  • Media taza de yogurt natural, de preferencia orgánico, sin ningún sabor o colorante
  • Cuatro cucharadas de miel de abeja

Integra la miel y el yogurt hasta que la mezcla adquiera un tomo amarillo. Puedes enfriarla unos minutos y luego aplicarla en rostro y cuello. Lava bien tu cara después de al menos media hora de reposo.

17. Mascarilla de rosas

Maravillosa planta por sus propiedades cosméticas. La puedes aplicar en forma de agua de rosas, rociándola antes de dormir para suavizar y tonificar tu rostro, o bien, puedes hacer tu propia infusión con pétalos. Aquí te diremos cómo.

Mascarilla de agua de rosas y aceite de almendras

Ingredientes

  • Dos puñados de pétalos de rosa
  • Un litro de agua
  • Tres cucharadas de aceite de almendras dulces

Pon al fuego el agua hasta que hierva. Apaga y agrega los pétalos. Deja reposar y enfriar. A esta infusión agregarás el aceite de almendras para que quede una especie de bifásico. Coloca en un atomizador y rocía la mezcla en tu cara antes de dormir. La puedes dejar sin enjuagar.

18. Mascarillas de miel y huevo

La albumina de huevo presente en la clara tiene efecto tensor, o sea, mantiene la piel alejada de la flacidez; en combinación con la miel resultará una mascarilla nutritiva y antiedad.

¿Cómo se aplica la clara de huevo en la cara?

Se separa de la yema y puede simplemente aplicarse sola con una brocha como una especie de barniz. También puede ir combinada con ingredientes acordes al efecto tensor del huevo.

¿Cuánto tiempo se debe dejar la clara de huevo en la cara?

Sola o combinada con otro ingrediente, la clara puede reposar en la piel al menos media hora.

Mascarilla de miel y clara de huevo

Ingredientes

  • La clara de dos huevos
  • Dos cucharadas de miel de abeja

Mezcla bien los ingredientes. Quedará una mascarilla bastante pegajosa, por eso ayúdate con una brocha para extenderla por la zona t de tu rostro. Enjuaga muy bien con agua tibie después de 40 minutos.

19. Mascarilla de tomate para la cara

Este vegetal ayuda principalmente a pieles quemadas por el sol, refrescándolas y aportando vitaminas y minerales.  No hace falta agregarle elementos, simplemente tritura dos tomates de tal manera que no queden  tan líquidos.

Ese puré se plicará directamente o en compresas, usando una toallita limpia. Retira cuando el ardor de la piel haya disminuido.

20. Mascarillas de limón

Muy usado para aclarar manchas, sin embargo, tiene el efecto contrario si te expones al sol con ella aún puesta. Esta receta que te daremos es de una mascarilla muy humectante con yema de huevo y limón.

Ingredientes

  • Una yema de huevo
  • El jugo de dos limones
  • Tres gotitas de aceite de oliva

Pese al olor raro de la yema, mezcla bien con el limón, el cual ayudará a neutralizarlo, y para darle más cuerpo adiciona tres gotas de aceite de oliva. Igual que las anteriores, con un pincel o brocha pásalo por las partes resecas del rostro. Evita usar esta mascarilla si tu piel es grasa.

21. Mascarilla de pepino refrescante

Todos recurren a este vegetal cuando se trata de desinflamar, reducir ojeras y darle una apariencia fresca a la piel. Lo vamos a mezclar con infusión de romero para darle un toque astringente.

Mascarilla de pepino y romero 

Ingredientes

  • Un pepino mediano
  • Hojas frescas de romero
  • 1/2 litro de agua

Hervir agua. Apagar el fuego y agregar el romero. Dejar enfriar. Una vez listo el té, ponerlo en la licuadora o procesador y agregar el pepino. Batir hasta que quede un puré no demasiado líquido.

Meter al frigo para que enfríe y luego extender por el rostro, sobre todo alrededor delos ojos y en las mejillas. Después de 40 minutos, enjuagar con agua fría.

22. Mascarilla hidratante de aguacate

Una consentida de siempre. Esta fruta maravilla aportará sus aceites para hidratar a profundidad, eliminar arruguitas y acné y dar brillo a la piel.

¿Cómo hacer una mascarilla de aguacate para la cara?

No es difícil, basta con triturar bien el aguacate para que sea manejable. Se puede poner solo o combinado con otros ingredientes humectantes.

¿Cuánto tiempo se tiene que dejar la mascarilla de aguacate en la cara?

Bastará con dejarla en el rostro al menos 30 minutos.

Mascarilla de aguacate y aceite de karité

Ingredientes

  • Un aguacate
  • Aceite de karité, de preferencia orgánico

Con un tenedor tritura el aguacate, no tiene que quedar tan licuado. Sólo para dar consistencia agrega cucharadas pequeñas el aceite de karité, que, a diferencia del de coco, sí humecta y suaviza.

Una vez listo puedes aplicar la mascarilla con una palita de madera para mayor cobertura. Reposa una hora y retira con agua tibia.

23. Mascarillas de fresa o frutilla

Entre las mascarillas para hidratar la piel está esta, que es excelente para dar un efecto antioxidante a tu piel, además de que olerás increíble cuando la enjuagues. Puede ir sola, pero la receta que te daremos lleva unas gotas de miel para cicatrizar y nutrir más.

Mascarilla de fresa, arándano y miel

Ingredientes

  • Media taza de fresas frescas
  • Media taza de arándanos frescos, no sirven los deshidratados
  • Dos cucharadas de miel

Procedimiento

Con un batidor tritura las frutas e incorpora la miel. Extiende suavemente por las áreas del rostro más propensas a verse resecas, la frente y las mejillas, por ejemplo. En el cuello también puedes ponerla. Reposa de media a una hora y después enjuaga con agua bien fría.

24. Mascarilla de crema nutritiva

Puedes usar tu crema de noche favorita para hacer una mascarilla para hidratar y dejarla reposar mientras duermes. Obtendrás una piel tersa y rejuvenecida.

Basta que consigas una buena crema hidratante, antiarrugas, nutritivas o un serum, y lo apliques por la noche justo antes de dormir. A la mañana siguiente, lava perfectamente tu cara.

25. Mascarilla de aguacate

En este inciso te recomendamos que uses simplemente el aguacate, sin añadir más elementos, ya que por sí solo liberará sus aceites nutritivos y antioxidantes por tu piel.

Tritúralo hasta hacer un puré consistente y con una espátula esparce por el rostro limpio. Al cabo de una hora, retira con toalla húmeda y limpia o enjuaga bien.

26. Mascarilla para la cara de aceite de oliva

Buenísima para pieles súper secas. Aplícala por un lapso corto para que no sobresature tus poros.

Es un sencillo facial casero para la cara:

Ingredientes

  • 3 cucharadas de aceite de oliva, orgánico si es posible
  • Aceites similares: karité, manteca de cacao; evita el de coco

Procedimiento

Ya que es una mezcla completamente grasa, te sugerimos que una vez mezclados los demás aceites y aplicada la mascarilla, la dejes por un lapso de 15 minutos a lo mucho y después, enjuagues bien con agua tibia. No recomendada para pieles grasosas o con mucho acné.

27. Mascarillas para la cara con aceite de coco

Lejos de ser un aceite hidratante, este más bien es limpiador profundo, así que no lo aplique si tu piel es seca, más bien para pieles excesivamente grasosas.

La sugerencia de uso es como limpiador. Consigue un buen aceite de coco, orgánico si se puede, y por las noches desmaquíllate o limpia tu cara únicamente con este aceite usando un algodón. Después, elimina el exceso de grasa con una loción tónica.

28. Mascarilla de relajación especial, piel grasa

Una de té verde puede ser ideal para usarla para limpiar el exceso de grasa y tonificar mientras te tomas un break. Tu rostro lucirá radiante.

Ingredientes

  • Cuatro cucharadas de té verde en polvo
  • 1/4 de taza de agua destilada
  • Dos rebanadas de calabacín crudo

Procedimiento

La sugerencia es que busques un buen té verde orgánico en polvo. Pon las tres cucharadas en una taza y añade el agua destilada hasta que se integre todo; no debe quedar tan líquido.

Remoja unos minutos las rebanadas de calabacín en el té y aplica sobre los ojos. La mascarilla se extiende por la cara. Descansa al menos media hora y después lava bien tu cara.

 

En resumen

Después de leer nuestra lista esperamos que elijas la mascarilla que más te guste para iniciar tu etapa de cuidado de la piel.

Los ingredientes a usar son diversos y necesariamente caros, muchos están en tu alacena y nevera. Las mascarillas son buena alternativa a los productos convencionales llenos de químicos. Prueba dejar un poco de tu belleza y salud en manos de la naturaleza.

Ver también:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Cómo ligar a una chica en una discoteca

+159 preguntas capciosas (con respuestas) para sorprender