in

Cómo lidiar si te enamoraste de un hombre casado

De seguro no estaba en tus planes enamorarte de un hombre en otra relación comprometida, pero no puedes sacarlo de tu cabeza. Aunque sabes que está mal, constantemente te preguntas: «Me enamoré de un hombre casado, ¿y ahora qué hago?».

No te juzgaremos ni te diremos «déjalo», en este artículo sólo te daremos consejos y describiremos con honestidad las experiencias y resultados más comunes al salir con un hombre casado, para que estés preparada.

7 consejos si te enamoraste de un hombre casado 

Estas son algunas recomendaciones que deberías tomar en cuenta. Aunque seas la mujer más inteligente del mundo, el corazón no mira estado civil cuando decide enamorarse, pero la mente sí puede poner límite a nuestras acciones:

  1. No intentes competir con su hogar. Recuerda que su prioridad siempre serán sus hijos y su esposa; sin importar lo que diga. Por algo sigue casado.
  2. Si te mintió cuando lo conociste diciéndote que estaba soltero, mantén claro que puede mentirte en cualquier momento.
  3. No sacrifiques nada por él, recuerda que él no ha renunciado a su hogar y familia por ti.
  4. Sé independiente.
  5. Sal a citas con otros hombres. Recuerda que él está en otra relación y tú estás soltera.
  6. Si él se divorcia de su esposa, no esperes que las cosas entre ustedes se mantengan igual. No todo será diversión y juegos.
  7. Sé honesta contigo: lo que haces es riesgoso para todos. Puedes salir lastimada, humillada o sentirte usada.

Me enamore de un hombre casado, ¿ahora qué hago?

Hay muchas cosas que debes tomar en cuenta una vez que aceptas tus sentimientos por un hombre comprometido. Ante todo, debes recordar que tú eres la prioridad. Piensa en lo que sientes, lo que mereces y decide lo que sea mejor para ti.

1. No te sacrifiques por él

Necesitas aprender a pensar y actuar de la misma forma en que los hombres actúan para encontrar la felicidad: sé un poco egoísta y piensa en ti primero, tu bienestar físico, mental y emocional.

Las mujeres tendemos a conocer a un chico, enamorarnos de él y enfocar toda nuestra vida a su alrededor. Pero es un error dejarte en segundo lugar, incluso para una relación con un hombre soltero.

Cada vez que te sacrificas por él, que dejas de hacer las cosas que te gustan, o cancelas tus planes por él, renuncias a una parte de ti por alguien que no lo valora. Con el tiempo, solo te sentirás resentida y frustrada.

Míralo como lo que realmente es: un amante, no un novio ni una pareja estable. Si te miente para que siempre estés disponible para él, o te obliga a ajustarte a su horario, evalúa si realmente él te da el valor que te mereces.

2. Saca partido de la relación

Si crees que puedes aprovechar la relación de alguna manera para ayudarte a impulsar algún aspecto de tu vida, entonces úsala a tu favor.

Puede que él conozca contactos que hagan despegar tu carrera, que te ayude a saldar tus cuentas, o te lleve de viaje a lugares que siempre has soñado ir.

No te sientas mal por aprovecharte de la situación, sólo piensa que él está valorando tu tiempo y presencia.

3. Sé honesta contigo misma

Este uno de los puntos más difíciles de asumir. Pero la realidad es que si está casado y el tiempo pasa y no se divorcia, él te engañará tanto como tú se lo permitas.

Si no eres su primera amante, puedes estar segura de que tampoco serás la última. Es poco probable que él cambie su estatus marital por ti y tampoco cambiará sus costumbres de Don Juan.

Acepta que siempre serás la segunda en su vida y puede que no esté para ti cuando lo necesites.

a) Acepta que te estás involucrando en una relación riesgosa

Como no hay compromiso, no hay exclusividad en las parejas. Así que debes asumir que no es una relación monógama y estás en riesgo de contraer alguna enfermedad, quedar embarazada y que él no se quiera responsabilizar, perder tu empleo o dinero…

b) Acepta que no eres su prioridad

Ya sea que él esté buscando relaciones íntimas o solo quiera charlar para salir de la rutina, para él nunca serás la prioridad.

Aunque la relación dure años, debes recordar que él ya tiene un hogar formado que se niega a abandonar. Esa doble vida implica que siempre ocuparás el segundo lugar en su vida.

c) Entiende que quizás la relación no tenga futuro

Si quieres una pareja estable, casarte y formar una familia, es poco probable que logres todo eso con un hombre casado.

Si crees que salir embarazada hará que él se quede a tu lado, es otro grave error. Son muy pocos los hombres casados que se hacen cargo de los hijos fuera del matrimonio.

4. Créate reglas

Esta es una de las cosas más importantes cuando sales con un hombre casado: traza límites para que no te sientas usada durante la relación ni cuando termine.

Asegúrate de ser quien decide cuándo y dónde se van a ver, evita que se vean en tu casa (así no crearás recuerdos que puedan ser dolorosos en un futuro), no le contestes a cualquier hora del día (en especial cuando trabajas o de madrugada) y mantén una vida activa que no dependa de él.

5. Otórgale valor a tu tiempo y presencia

Pregúntate qué obtienes al salir con un hombre casado. Si la respuesta es nada, deberías tratar de hacer valer financieramente tu tiempo en esa relación.

No lo digo a mal, pero si él disfruta contigo y después va a su casa a pretender ser el esposo perfecto, te torturas al mantener una relación en la que inviertes tiempo y sentimientos, pero no reciben lo mismo.

Si aprovechas económicamente la relación, al menos no te sentirás usada y habrás tenido estabilidad.

Me enamoré de un hombre casado y quiero olvidarlo

No importa si te involucraste o no con un hombre casado, tratar de sacarlo de tu mente es una buena opción si no estás preparada emocionalmente para una relación en la que la otra persona no está comprometida contigo.

Quizás te lleve un tiempo olvidarlo, pero recuerda que con constancia todo es posible. Los consejos que te damos para que lo saques de tu mente son:

  • Analiza lo que significa estar con él: sufrimiento y frustración al no ser su prioridad, te sentirás usada… Acepta este sentimiento para que puedas avanzar.
  • Sé tu prioridad. De vez en cuando es bueno ser un poco egoísta y pensar primero en tus necesidades y deseos. Entiende que para ser feliz necesitas paz y él no te la puede brindar.
  • Aléjate de él. Si están juntos en el trabajo o la universidad, habla con él sólo lo necesario. Si es posible, realiza un viaje y aléjate por unos días, así tendrás tiempo para despejar tu mente.
  • Enfoca tu mente en tu crecimiento personal y/o profesional. Realiza actividades que nutran tus conocimientos o que te ayuden a liberar tus emociones.

Me enamoré de un hombre casado: frases

  • No sé para qué pensé en quererte, si sé que no puedo tenerte.
  • Somos esa historia incontable, que nunca se admite, pero inolvidable.
  • No estaba buscándote, pero te encontré. No pensé en una historia tan compleja y dispareja. Sin embargo, aquí estamos tú y yo. Aunque nuestro futuro es incierto, yo disfruto del momento.
  • Tan imposible como pedirte que te quedes conmigo.
  • Este amor secreto me está volviendo loca.

¿Qué hacer si me enamoré de un hombre casado y yo soy casada?

Si te encuentras en esta situación, algunos consejos que te podemos dar son:

1. Analiza tus sentimientos hacia él: ¿De verdad sientes que es amor? ¿Estás segura de que no se trata de algo pasajero? Recuerda que muchas veces confundimos atracción y deseo con amor.

2. Averigua si no se trata de un capricho: Si ya has analizado tus sentimientos, piensa por un momento si al estar con él la emoción se intensifica, se mantiene, o desaparece. Si se intensifica o desaparece, es probable que solo se trate de un capricho.

3. Evalúa lo que significa estar con él: Puedes hacerlo a través de una lista de pros y contras, o simplemente enumerando todo lo que significa: seguir o no con tu marido, si él estaría dispuesto a dejar a su esposa, el daño colateral (hijos lastimados)…

¿Por qué una mujer casada se fija en otro hombre?

¿No sabes muy bien las razones por las cuáles te ha empezado a traer otra persona que no sea tu marido? Aquí te las enumeramos:

1. Rutina

Se han dejado absorber por el día a día, así que la relación cae en la monotonía y te sientes aburrida. Si crees que esta es la causa, trata de hacer cosas nuevas al menos una vez a la semana con tu marido para que puedas olvidar al otro hombre.

2. No hay conexión íntima

Si ha pasado un tiempo desde la última vez que lo hicieron, si solo se acuestan en la cama y se dan la espalda, o ya no disfrutas mantener relaciones con él, es probable que esta sea la causa.

En caso de ser así, lo mejor que puedes hacer es acudir a un terapeuta para que te ayude a entender la razón por la cual perdieron su conexión como esposos.

3. Se apagó la llama del amor

Después de un tiempo todos cambiamos. Quizás sientes que él no era el hombre indicado para ti después de todo. Si crees que esta es la causa, tienes dos opciones:

    • Intentar encender la llama de nuevo: esto requiere el compromiso y esfuerzo de ambos. Debes dejar de pensar en el otro hombre y enfocarte en tu relación matrimonial. Pueden buscar ayuda de un terapeuta.
    • Tomarte un tiempo para ti misma: si no estás segura de si se acabó el amor, toma un período para meditar tus sentimientos alejada de ambos. Enfócate en ti y en lo que sientes.
    • Divorciarte: quizás sea la decisión más dura, pero si de verdad crees que no hay forma de volver a enamorarte de tu esposo, es preferible que cada quien siga por su camino y no hacerte daño con engaños.

Me enamore de un hombre casado y mayor que yo

Sin importar qué fue lo que te atrajo de él, debes tener cuidado en este tipo de relaciones ya que por lo general no prosperan.

Recuerda que él tiene más experiencia que tú, y aunque tú creas que lo tienes todo bajo control y puedes manejarlo, es posible que él solo te esté siguiendo el juego.

Salir con un hombre casado: psicología

¿Estás buscando un artículo que te diga si salir con un hombre casado es correcto? Este no lo es, aquí no te vamos a decir si es una buena idea o no, sólo te diremos que consideres tus sentimientos a la hora de hacerlo.

Si después de cada encuentro con él te queda una sensación agridulce, de frustración y un cierto grado de tristeza por no tenerlo completamente para ti, la relación no vale la pena.

 

Esperamos que después de leer este artículo no debas preguntarte nuevamente «Me enamore de un hombre casado, ¿y ahora qué hago?». Esta situación no es ideal, pero sí muy común. Así que recuerda cuidar tus sentimientos y buscar tu felicidad.

Recuerda que puedes dejarnos tus mejores consejos y contarnos tus experiencias en la caja de comentarios. También puedes compartir el artículo en tus redes sociales y ayuda a alguna amiga que esté en la misma situación.

Ver también:

Escrito por: Andreina Rodríguez

Ingeniera en informática. Apasionada por la revolución social causada por el mundo digital, y apasionada por el diseño gráfico. Linkedin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Por qué un hombre no quiere tener relaciones seguido?

¿Por qué un hombre habla mal de una mujer?