in

12 Señales para detectar a un amigo falso y qué hacer

Los amigos falsos son como la gripe. Todos los hemos tenido alguna vez en la vida y en más de una ocasión nos han arruinado el día. Por suerte, una falsa amistad siempre puede detectarse cuando pones atención a las señales.

¿Cómo saber si tu amigo es falso?, las personas que cumplen una o más de las siguientes características en su relación contigo, no pueden considerarse amigos sinceros y es mejor sacarlas de tu vida:

1. Solo te buscan cuando necesitan o quieren algo

Es perfectamente normal que un buen amigo te busque cuando necesita ayuda o apoyo. Ya sea un hombro dónde llorar o un par de brazos extra que le ayuden con una mudanza. Lo que no es normal es que solo te busque en esas ocasiones.

Piensa las últimas cinco veces que se han visto o que han salido. ¿Cuántas de esas solo fueron por el gusto de convivir? ¿Cuántas se dieron a raíz de que él o ella necesitaba algo? ¿Tiene que haber alcohol o fiesta de por medio para que acceda a salir contigo?

Un par de buenos amigos se buscan y pasan tiempo juntos por la sencilla razón de que se quieren y lo pasan bien, aunque estén solos y no haya gran cosa por hacer.

2. Desaparecen cuando necesitas ayuda

Otra señal clarísima para identificar amigos falsos es que, cuando tú necesitas algo, siempre están ocupados o tienen algo urgente o impostergable en la agenda.

Un verdadero amigo sabe que hacer espacio para ayudarte es fundamental. Quizá de verdad en ese momento no pueda correr a auxiliarte, pero será lo primero que hará cuando tenga algo de tiempo disponible.

Por lo contrario, un falso amigo te pondrá una excusa o un pretexto, pero tampoco intentará ver cómo te ayuda en otro momento o de otras formas.

Es más, es probable que cuando lo veas de nuevo, haya olvidado que tuviste un problema y ni te pregunte cómo te fue.

3. Tratan de hacerte sentir culpable cuando no haces lo que quieren

Los amigos de verdad son comprensivos. Pero los falsos amigos reaccionan con enojo si por alguna razón tú no puedes ayudarlos o hacer lo que quieren que hagas.

El problema es que un falso amigo te ve como una herramienta o un entretenimiento, y no como una persona con compromisos, convicciones y problemas propios. Por eso, cuando no cumples sus caprichos, siente que tiene derecho de enfadarse.

Al final, un falso amigo deja de buscarte del todo cuando siente que ya no puede “sacarte provecho”.

4. Tienen “reglas” o “condiciones” especiales

“Somos amigos siempre y cuando…” es una frase muy recurrente de las falsas amistades. Recuerda que la amistad genuina es incondicional.

Esto significa que no tienes que cambiar lo que eres ni lo que haces para que el otro te quiera y te acepte.

Un falso amigo puede decirte que solo saldrá contigo si tú pagas la cuenta, o que solo te aceptará en su grupito si le pasas la tarea o te vistes de cierta forma, por ejemplo. Se aprovechan de tu necesidad de aceptación para imponerte obligaciones que no te corresponden.

5. No les interesa conocerte de verdad

Un falso amigo nunca te pregunta qué te gusta, qué música escuchas, qué libros lees, ni nada por el estilo. Mantiene la relación en un nivel muy superficial. Y, si tú intentas compartir algo de ti, simplemente te ignora o no le da la más mínima importancia.

Puedes hacer un sencillo experimento. Pregúntale a un amigo que sospeches que es falso cosas importantes sobre ti que ya deba saber, como la fecha de tu cumpleaños, tu serie favorita o pídele que recuerde algo que le contaste hace poco.

No es que un buen amigo tenga que saber absolutamente todo sobre ti. Pero es una cuestión de sentido común que con la convivencia debe ir aprendiendo más datos sobre tu vida. ¿Tu “amigo” conoce tu personalidad al mismo nivel que tú conoces la suya?

6. Se burlan de ti o menosprecian tus opiniones, gustos o estilo

Un verdadero amigo te respeta y valora, independientemente de que no comparta o no conozca algunos de tus gustos y opiniones. Esto significa que, en primer lugar, se va a interesar por conocerlos. Y, si no son de su agrado, no hablará mal de ellos.

Un falso amigo ni siquiera se da la oportunidad de conocer lo que hay detrás de las cosas que te gustan. Simplemente las desprecia y ya.

Puede decirte que la saga que lees es tonta o infantil, que tu estilo para vestir es ridículo o que “dices puras tonterías”. ¿De verdad crees que los amigos se hacen eso unos a otros?

Todo lo contrario. Los amigos de verdad se ayudan a sentirse orgullosos de lo que son. Se transmiten positividad entre ellos.

7. Solo hablan de sí mismos

Yo, yo, yo y más yo (y nunca tú) son las palabras favoritas de un amigo falso. Pueden pasar horas hablando de sí mismos sin jamás preguntarte cómo estás tú. Y, lo que es peor, cuando comienzas a contarles algo, te interrumpen y terminan hablando de ellos otra vez.

Haz este sencillo experimento: llega con el amigo que sospechas que es falso y comienza a contarle algún problema que te preocupe.

Si tus sospechas son correctas, no llevarás cinco minutos hablando cuando va a interrumpirte para desviar la conversación hacia sí y en ningún momento volverá a enfocarla en tu problema.

Esto puede ser muy frustrante, pero también es una de las señales más claras de que debes alejarte.

8. Nunca te defienden cuando alguien te agrede o te insulta

Un verdadero amigo no puede soportar que alguien hable mal de ti y mucho menos que te insulten. Estés o no estés presente va a “desenvainar la espada” para defenderte.

Puede hacerlo de forma muy cordial y políticamente correcta, o definitivamente ofenderse y molestarse; eso dependerá de su personalidad. El punto es que encontrará la forma de hacerle ver a quien esté burlándose de ti que no está en lo correcto.

Un falso amigo, por lo contrario, carece de la motivación genuina que se necesita para defenderte, porque en el fondo no le importa que hablen mal de ti. Incluso podría sumarse a las burlas o los insultos.

En el peor de los casos, el falso amigo es justamente quien más habla pestes de ti a tus espaldas. Pon mucha atención, porque a veces estas actitudes son difíciles de detectar en una persona muy hipócrita.

9. Frecuentemente rompen sus promesas o compromisos contigo

Un falso amigo siempre va a preferir hacer cualquier otra cosa antes que cumplir sus compromisos contigo.

Si por ejemplo quedaron en ir al cine, es probable que te cancele porque a último minuto le salió una fiesta con otros amigos o simplemente le dio pereza. Claro, es muy probable que ponga alguna excusa o pretexto.

Pero muchas veces los falsos amigos son tan cínicos que ni siquiera intentan ponerte un pretexto o una disculpa. Simplemente dicen “no puedo” o ni siquiera se presentan a la cita. Lo mismo sucede con las promesas.

Es muy común que este tipo de personas te pida un favor y te ofrezca algo a cambio, como acompañarte a un concierto o prestarte alguna cosa, y al final simplemente no cumplan con su parte del trato.

10. Minimizan tus logros o tus éxitos

No importa si te va de maravilla en un examen, consigues un ascenso o ganas un concurso de talentos. Los buenos amigos siempre se ponen genuinamente contentos con tus logros.

En cambio, los falsos amigos generalmente se ponen celosos y demuestran su envidia minimizando tus aciertos. Pueden decirte que simplemente tuviste suerte o que tu éxito “no es para tanto” y cualquiera podría lograrlo.

Considera que es muy diferente tener un amigo honesto que siempre te motive a dar lo mejor de ti, que un tener un pseudoamigo para el cual simplemente nada de lo que haces es lo suficientemente bueno.

Mientras que un amigo de verdad te dirá: «¡Felicidades, eres increíble y estoy seguro de que lo harás incluso mejor la próxima vez!», un amigo falso te dice: «seguramente fue pura suerte, no tuvo nada que ver con tus méritos».

11. Te presionan para que hagas cosas que no quieres hacer

Es típico de los falsos amigos querer usar a otras personas para su beneficio. Muchas veces esto implica orillarte a hacer cosas que no están bien, como hacerles la tarea, decir mentiras para cubrirlos e incluso cometer actos delictivos.

Ninguna persona que te presiona a hacer algo que no quieres o que va en contra de tus valores es tu amiga. Pueden tener personalidades y creencias muy distintas y aún así tener una amistad, siempre y cuando se respeten entre sí.

También es muy común que te chantajeen diciéndote que si no haces tal o cual cosa no eres parte del grupo o no eres un “verdadero amigo”. Esto es aprovecharse de tu necesidad de pertenecer y no debes permitirlo.

12. No te dicen tus defectos o lo que les molesta de ti a la cara

Por último, un amigo genuino siempre te dice la verdad. Por muy incómoda, dolorosa o triste que sea. Hacerlo requiere un compromiso real con tu bienestar a largo plazo y muchas veces armarse de valor y paciencia.

Un falso amigo no tiene ni el tiempo ni las ganas de invertir tanta energía emocional en ti; por lo que no te dice de frente las cosas y mucho menos intenta que seas una mejor persona.

Es diferente decir la verdad sobre tus áreas de oportunidad que simplemente criticarte todo el tiempo. Si una persona te critica todo el tiempo, lo hace para sentirse mejor consigo misma.

Si ocasionalmente y con seriedad habla contigo de los cambios que podrías hacer para estar mejor, y solo cuando realmente es importante, entonces francamente le interesa hacer algo bueno por ti.

¿Qué es un falso amigo?

Un falso amigo se entiende por una persona que dice ser tu amigo, pero en realidad no te respeta ni te quiere, y solo finge una amistad para sacar alguna clase de beneficio. Puede que solo aparente ser tu amigo porque:

– Le conviene salir contigo pues siempre invitas.

– Quiere aprovecharse de tus conocimientos en la escuela.

– Te usa para no sentirse sola o solo.

– Hacerte menos constantemente lo hace sentir mejor consigo mismo.

Una persona que sí tratará de sacar alguna clase de provecho de ti, pero de ningún modo está dispuesta a sacrificar algo a cambio.

¿Qué quiere decir ser una persona falsa?

La falsedad es lo contrario a la congruencia. Uno es congruente cuando actúa de acuerdo con lo que realmente siente.

Por tanto, una persona falsa es la que aparenta una cosa, pero en realidad siente otra. O la que dice una cosa y hace otra. Los amigos falsos suelen ser así.

Te dicen que son tus amigos una y otra vez, pero sus acciones, que hablan más que las palabras, te demuestran que no les importas.

¿Cómo reconocer a los amigos falsos e interesados?

A veces es muy difícil reconocer a un amigo falso, porque te dicen una y otra vez que puedes confiar en ellos y tú terminas creyéndolo. Es normal porque las personas buenas y genuinas tienden a pensar que los demás también son buenos y genuinos.

Desgraciadamente esto no siempre es así. Hay personas que están dispuestas a mentir de manera muy cínica con tal de aprovecharse de nosotros.

Por suerte, hay una forma infalible de detectar cuando un amigo es falso: hazle caso a sus acciones y no a sus palabras. No importa que te jure y perjure que eres súper importante en su vida. Si no lo demuestra con actos y estando allí cuando lo necesitas, no es verdad.

Es probable que tengas todas las señales en frente y no quieras darte cuenta por miedo al dolor de la pérdida. Pero debes ser valiente.

¿Cuál es la diferencia entre verdaderos amigos y amigos falsos?

Existen muchísimas, puesto que prácticamente son dos tipos de relaciones opuestas, aunque a nivel superficial sean muy similares. Un amigo falso, sin embargo, no puede esconder su hipocresía ante un observador atento. Por ejemplo:

– Un amigo falso te dice que siempre está allí para ti. Un amigo genuino no te lo dice, lo hace.

– Un amigo falso deja que otras personas hablen mal de ti o te hagan daño. Un amigo de verdad jamás lo permitiría.

– Un amigo falso nunca sacrificaría su comodidad por ti. Un amigo genuino hace hasta lo imposible por ayudarte.

– Un amigo falso te critica todo el tiempo para sentirse mejor consigo mismo. Un amigo real no te critica. Te dice a la cara tus áreas de oportunidad para que seas mejor persona.

¿Qué pasa si nadie quiere ser mi amigo?

No es que “nadie quiera ser tu amigo”. Lo que puede estar sucediendo es que tu personalidad no sea muy afín con el tipo de personas que frecuentas.

Por ejemplo, quizá en tu salón de clases todos tus compañeros son muy extrovertidos o intensos y tú seas más bien tímido o responsable. Muchas veces el problema no es que no podamos hacer amigos, sino que no salimos de los mismos círculos sociales.

Procura cambiar de aires o juntarte con otra clase de personas. Lo que mejor funciona es ir a sitios donde haya gente con los mismos gustos e intereses que tú.

Si te gusta leer, puedes unirte a un club de lectura. Si dibujas o pintas, puedes ir a un grupo de artes plásticas. Si te gusta bailar, puedes tomar clases de danza.

¿Cómo conseguir amigos verdaderos?

Los amigos verdaderos no se “consiguen”. Son una consecuencia directa de ser una persona genuina que persigue y cultiva sus propios intereses. En el camino, otras personas afines a ti te irán reconociendo y se acercarán.

No existe una fórmula escrita para esto. Pero algo que puede ayudarte mucho es tener varias actividades distintas y convivir con muchos tipos de personas.

Lo que sí es un hecho es que no se pueden conseguir amigos verdaderos cuando siempre nos quedamos en casa, o cuando intentamos ser alguien que no somos para agradar a los demás.

¿Cómo tratar a un amigo falso?

Todo depende de cuáles sean las circunstancias. Aunque en principio lo mejor que puedes hacer con un amigo falso es sacarlo de tu vida, esto no siempre es posible.

A veces nos vemos obligados a lidiar con esa persona en el trabajo, en la escuela o en nuestro grupo social y no queremos arriesgarnos a tener conflictos con nadie.

En estos casos, lo mejor que puedes hacer es ser cordial con la persona en cuestión, pero evitar a toda costa creer sus palabras de amistad. Más importante aún es que no permitas que se aprovechen de ti.

Así como te ponen pretextos siempre que tú necesitas ayuda, tú también puedes negarte cuando estos amigos falsos tratan de que hagas algo que no quieres hacer.

¿Cómo alejarse de amigos falsos?

Lo primero que tienes que hacer es identificarlos. Alejarte de personas tóxicas suena muy fácil, pero en la práctica a veces es más complejo, especialmente cuando ya desarrollaste una relación muy codependiente.

Puede ser que, aunque sabes que no son amigos genuinos, les tengas cariño y te duela alejarte. Intenta distanciarte poco a poco y, sobre todo, procura juntarte con amigos que sí son de verdad para que puedas ser más consciente de lo que sí y lo que no necesitas en tu vida.

¿Qué hacer cuando tienes amigos falsos?

Además de alejarte de ellos para tener relaciones más saludables, es muy importante que te pongas a analizar por qué atraes ese tipo de gente a tu vida.

Una persona rodeada de falsos amigos, por lo general, tiene algo de lo que los demás quieren aprovecharse. Quizá tus amigos falsos están allí porque eres muy listo y siempre les haces favores.

Para que una amistad falsa se desarrolle se necesita un hipócrita y un ingenuo. Hipócritas va a haber siempre, pero si piensas a fondo qué te llevó a esta situación, tú puedes dejar atrás la ingenuidad.

¿Cómo ignorar amigos falsos?

Todo depende de si necesitas o no seguir conviviendo con ellos. Si no es el caso, lo mejor que puedes hacer es cortar de tajo con esas personas y bloquearlas hasta de redes sociales.

Si no es así, procura hacerlo discretamente. Sigue mostrándote amable y civilizado, pero deja de darle tanta importancia a todo lo que digan o hagan.

¿Cómo vengarse de amigos falsos?

En realidad, la venganza no es la mejor respuesta. ¿Para qué sigues perdiendo energía mental y emocional en esas personas?

Lo mejor que puedes hacer es ignorarlas. Con el tiempo se dan cuenta por sí mismas de lo que perdieron.

Estados para amigos falsos

Algunos de los estados que puedes poner en tus redes sociales para mandarle una indirecta a un amigo falso son:

– No todo lo que brilla es oro y no todos los que dicen ser tus amigos en realidad lo son.

– Me queda claro que seremos “amigos” siempre y cuando yo te sirva de algo.

– ¿Recuerdas aquella vez que me ayudaste? Claro que no, porque nunca lo hiciste.

– ¿Quién pierde más? ¿El que se deshace de un falso amigo o el que con su falsedad ahuyenta a un amigo de verdad?

Características de un falso amigo

Las tres principales características son: nunca están allí cuando los necesitas, tratan de aprovecharse de ti y hablan mal a tus espaldas.

Indirectas para amigos falsos

– A veces suelo equivocarme y llamar “amigo” a alguien que en el fondo es mi enemigo.

– Podría salir contigo hoy, pero creo que estaré mejor solo en mi casa.

– Alguna vez necesitarás a un buen amigo y van a responderte del mismo modo que tú me respondes a mí.

Memes de amigos falsos

Esperamos que te haya sido útil esta lectura y que ya puedas saber identificar cuántos amigos falsos te rodean. Déjanos tus comentarios y comparte este artículo en tus redes sociales.

 

Ver También:

Loading...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

11 signos para asumir que no te quieren y qué hacer

6 cosas que hacer si tu ex quiere ser tu amigo