in

¿Si a mi pareja le molesta todo lo que hago es por qué ya no me quiere?

Si tu queja más común cuando te sinceras con amigos o amigas es “a mi pareja le molesta todo lo que hago”, puede ser que el problema no seas tú. ¿Has pensado que quizá sea él o ella quien necesita estar molesto?

En este artículo veremos las dos causas principales que hay detrás de que tu pareja se enoje por todo. 

¿Por qué a mi pareja le molesta todo lo que hago?

Es horrible cuando sientes que, sin importar lo mucho que te esfuerces, todo lo que dices o haces provoca molestia (o al menos una crítica no precisamente constructiva por parte de tu pareja).

Realmente no puede ser que todo lo que haces o dices esté mal. Hay dos principales respuestas a la pregunta: ¿por qué a mi pareja le molesta todo lo que hago? O sea, casi siempre la causa es alguna de estas dos:

1. Tiene un problema de carácter o de autoestima

Las posibilidades apuntan a que quien se enoja mucho tenga un problema de carácter y no a que todas las personas a su alrededor casualmente cometan demasiados errores.

Las personas que se molestan por todo, en realidad, están tratando de decirle al mundo que están enojadas consigo mismas. O cargan algún resentimiento del pasado que tratan de desquitar con cualquier persona que tengan por delante.

En este caso es la pareja, pero también con mucha frecuencia son los hijos, los padres o los subalternos. Si además de estar molesto contigo todo el tiempo parece que le pasa lo mismo con los demás, es probable que esta sea la respuesta.

Este tipo de personas generalmente tiene muy mala autoestima aunque aparenten lo contrario, porque tuvieron una infancia difícil en la que siempre fueron menospreciados o estuvieron en el papel de víctima; por eso después intentan ser ellos los victimarios de todo el mundo.

2. Está escondiendo algún rencor que te tiene

La segunda posible causa de que tu pareja se moleste por todo es que la fuente de su enojo sea algo que no tiene claro o que no puede admitir ante sí mismo.

Por ejemplo, quizá tuviste un ascenso en el trabajo, ahora ganas más que él y eso le hace sentir mal y en desventaja.

Como no puede admitirlo sin verse vulnerable, quizá está intentando de manera consciente o inconsciente “atacarte”, recurriendo a cualquier pequeño pretexto que se le ponga por delante. Incluso podría ser una forma de sentir que aún tiene algún tipo de “autoridad” en la relación.

Al molestarse por cosas tan mínimas y sin importancia como un comentario o un pequeño descuido, en realidad te está diciendo que está molesto contigo todo el tiempo por otra cosa más profunda.

Cuando ya no eres importante para tu pareja, ¿se enoja por todo?

De hecho, no. Cuando simplemente ya no le importamos a la pareja, es más difícil que se moleste por todo, porque simplemente ya no está poniendo nada de atención a lo que hacemos o a lo que decimos.

Si tu pareja antes se molestaba por todo y ahora más bien te ignora, significa que ya perdió el interés hasta para pelearse y es un foco rojo muy grave.  

Esto tampoco significa que cuando tu pareja se enoja por todo es porque le importas mucho, sino que seguramente está intentando desquitar frustraciones personales en la relación y eso está muy mal.

¿Por qué mi esposo se enoja cuando le pregunto algo?

Existe la posibilidad de que la mayor parte de los enojos de tu pareja surjan cuando le preguntas algo. En este caso, la respuesta puede que tenga que ver justamente con que está escondiéndote algo y por lo mismo siempre está muy a la defensiva.

Por eso, siempre que haces una pregunta inocente del tipo: “¿cómo te fue en el día?” o “¿dónde estabas?”, siente inmediatamente que lo estás “fiscalizando” o que lo estás acusando de algo, aunque en realidad no sea así.

Si comienzas a notar que todo está bien con tu pareja excepto cuando empiezas a hacerle preguntas, deberías indagar más a fondo, pues es muy probable que tenga miedo de que descubras alguna cosa (probablemente una infidelidad).

Cuando tu pareja está cansada de ti, ¿se enoja por todo?

No necesariamente. Que se enoje por todo no significa que ya no seas importante, pero también puede ser una señal de que está buscando algún pretexto para separarse de ti.

Tal vez no tenga el valor para decirte que ya no quiere estar contigo y piensa que si logra detonar una pelea lo bastante grande, la relación al fin podrá terminar.

A veces las personas hacen esto justamente cuando el otro no les ha dado ningún motivo “válido” para terminar y consideran que si simplemente rompen porque se acabó el amor o ya no se sienten felices, van a quedar como los malos del cuento.

Por eso comienzan a buscar de manera consistente algún pretexto que les permita echarle la culpa al otro de la separación y quedar como víctimas inocentes de la ruptura. Obviamente, esto requiere muchísima manipulación emocional y tergiversar las cosas hasta un punto muy insano.

¿Por qué mi esposo se enoja fácilmente?

Los hombres son más propensos a perder los estribos que las mujeres, ya que a ellos los han educado de una forma mucho más permisiva en cuanto a la expresión de su enojo. En cambio, a las mujeres se nos educa para contenernos cuando algo nos molesta y para tratar de ser más conciliadoras.

Si tu esposo se enoja fácilmente es necesario que le hagas ver que no está tomando las cosas de manera asertiva. Si te es posible, dale un tiempo fuera y no discutas con él hasta que esté más calmado. No tienes por qué aguantar malos modos. 

Recuerda: No es lo mismo discutir que maltratar

Ahora ya sabes que la pregunta que debes hacerte no es “¿por qué a mi pareja le molesta todo lo que hago?”, sino ¿qué hay detrás del enojo constante de mi pareja? Así podrás encontrar la causa verdadera del problema y darle una solución en conjunto.

Recuerda que nadie tiene derecho de hacerte sentir menos ni de agredirte verbal o físicamente. Es importante que, si sientes que tu pareja se molesta por todo, reflexiones honestamente acerca de si son problemas normales o el asunto ya entra en el terreno del maltrato.

Cuando te sientes así, debes ponerle un alto a la otra persona y no permitir que te violente de ningún modo. Es normal enojarse, pero no lastimar ni humillar.

 

Si no logras detener los gritos o reclamos de tu pareja, es mejor que busques un espacio seguro y esperes a que se calmen las aguas antes de permitir que el asunto siga escalando. Siempre date tu lugar por encima de cualquier otra cosa.

Ver También:

Loading...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Qué hacer cuando estás triste y te sientes sola

5 formas de evitar una depresión amorosa después de terminar una relación