in

Qué hacer cuando tu pareja no quiere tener relaciones contigo

El sexo en una pareja es sumamente importante, ya que crea intimidad y confianza. Pero quizás una de las situaciones más incómodas que puedan presentarse es no saber qué hacer cuando tu pareja no quiere tener relaciones contigo.

Tal vez podrías sentir frustración, tristeza u otro sentimiento negativo. ¡No te preocupes! En este artículo te mostraremos cómo puedes actuar ante esta situación.

¿Qué hacer cuando tu pareja no quiere tener relaciones contigo?

Lo primero es identificar la causa del “rechazo” sexual, pues puede deberse a múltiples factores, entre ellos: el estrés, problemas en la pareja no superados, enfermedades o hasta la monotonía en el acto sexual puede generar inapetencia.

Por eso, si quieres salvar tu relación, debes llenarte de energías positivas y atacar inmediatamente las posibles causas del problema. Si deseas hacerlo, debes comenzar a fomentar la comunicación con tu pareja, para que sea él quien te diga cuál es la verdadera causa.

Al hablar con él, debes sincerarte sobre lo que está sucediendo, así tendrá la confianza suficiente para identificar fácilmente la causa y hacértelo saber. Una vez que ya sepas cuál es el origen de la situación, debes determinar si lo pueden solucionar solos o si necesitan buscar ayuda profesional.

¿Cuáles pueden ser las posibles causas de esta situación?

A cualquier persona le puede pasar que, en algún momento, presente niveles de deseo sexual muy bajos, debido a muchos factores. Los problemas laborales, académicos y personales influyen directamente en tu concentración sexual.

Puede suceder que tu pareja está pasando por algún trance de esa naturaleza, mientras tú te encuentras en un estado máximo de excitación. Esto provocará un rechazo de su parte a tener relaciones sexuales.

Es por ello que debemos analizar los aspectos psicológicos y orgánicos que pueden generar la falta de apetito sexual. Trata de identificar la causa del problema y habla con tu pareja, para que juntos busquen una solución.

Posibles causas psicológicas

1. Estrés

Todos nos hemos sentido estresados alguna vez en nuestra vida. El estrés puede afectar en muchos aspectos, incluyendo el nivel sexual. Esto se debe a que se producen alteraciones hormonales que originan cambios físicos y psicológicos en la persona.

2. La disfunción sexual

Este es un trastorno muy común en la actualidad. La disfunción eréctil, el vaginismo o la anorgasmia pueden disminuir el deseo sexual de tu pareja. Para solucionarlo, deben acudir a un especialista.

3. No se llevan bien

Si están atravesando una crisis emocional, ya sea por celos, infidelidades, maltrato físico o psicológico, es probable que tu apetito sexual (o el de tu pareja) disminuya. En estos casos, se recomienda una buena comunicación o buscar ayuda profesional.

4. La monotonía sexual

Este es uno de los mayores enemigos de una buena relación. Si tienes una rutina al momento de tener relaciones, es probable que crees aburrimiento en tu pareja, originando una reducción de la frecuencia en las relaciones sexuales.

Por eso, debes llenarte de creatividad y practicar diferentes juegos sexuales que mantengan la chispa dentro de la relación.

5. Los estados de ánimo

Los problemas personales, familiares, en el trabajo o con amigos pueden provocar una disminución en la concentración a la hora de practicar el acto sexual.

6. Miedo por experiencias anteriores

En muchas ocasiones, dejamos que las malas experiencias sexuales nos creen inseguridad a la hora de practicar el acto sexual. El miedo a que vuelva a suceder lo mismo puede disminuir tu libido o el de tu pareja.

Posibles causas orgánicas

1. Cambios hormonales

En muchas ocasiones, la razón por la que tu pareja no quiere tener relaciones sexuales se debe a los cambios hormonales. Las mujeres son un poco más susceptibles a esto, ya que sus hormonas se ven alteradas con mayor frecuencia.

Estos cambios pueden ocurrir por diferentes motivos como: la menstruación, la menopausia o el embarazo. En el caso de los hombres, sobre todo de mediana edad, la andropausia constituye la primera causa de una alteración en su deseo sexual.

2. Consumo de medicamentos

Hay muchos medicamentos que pueden ocasionar una disminución en el deseo sexual; entre ellos podemos ubicar aquellos que se usan contra la ansiedad, los anticonvulsivos, los antidepresivos, los antipsicóticos, los fármacos para el control de presión arterial, analgésicos, entre otros.

3. Enfermedades

Hay patologías que pueden afectar considerablemente la consistencia en la erección de los hombres o el deseo sexual en ambos géneros. Los problemas de circulación, la diabetes, la hipertensión arterial crónica, entre muchos otros, pueden afectar la libido de una persona.

¿Cuáles son las posibles soluciones?

Después de discutir abiertamente cuáles pueden ser las posibles causas por las que tu pareja no quiere tener relaciones contigo, entonces es necesario buscar una solución que pueda remediar o, al menos, minimizar el problema:

1. Si es por enfermedad, por medicamentos, por algún problema físico o metabólico, deben buscar ayuda médica, para así conseguir asesoría e iniciar el tratamiento lo más pronto posible.

2. Si la causa es por estrés, cansancio o problemas personales, intenta que tu pareja se sienta a gusto cuando llegue a casa. Déjalo descansar y que disfrute de sus ratos libres. Un tiempo relajado lo hará volver a ponerse en marcha.

3. Si la causa es por miedos ocasionados por experiencias anteriores, la comunicación y la confianza son determinantes. Debes crear confianza durante el acto sexual, para que así tu pareja se libere de todos los miedos y pueda, incluso, despertar fantasías reprimidas que pudieran existir en su interior.

4. Si la causa es la monotonía, entonces olvida tu rutina y dedícate únicamente a disfrutar del sexo. Este es el momento indicado para cumplir cualquier fantasía que tengan. También pueden acudir a talleres de educación y terapia sexual para ampliar sus horizontes.

Algunos consejos más…

No dejes que el sexo se vuelva una rutina. Haz que cada día sea nuevo y diferente para tu pareja, pero siempre mantén el mismo respeto y afecto hacia ella. Debes conquistarlo todos los días, así lograrás mantener la llama viva por mucho tiempo.

Escucha a tu pareja y mantén tu mente abierta para intentar nuevas posiciones o métodos en el área sexual. Conocer y hacer realidad sus fantasías te asegurará que su deseo sexual se mantenga activo.

Siempre es bueno crear ambientes agradables que inciten a la intimidad y tener algún gesto o caricia erótica que ayude a estimular el momento. ¡Huye de las críticas y disfruta el momento!

¿Qué hacer si mi esposo no quiere tener relaciones conmigo?

Lo primero es hablar con él sobre lo que está ocurriendo. Lo segundo es determinar la causa: infidelidad, salud, estrés, cansancio o algún problema que no lo deja concentrarse. Una vez que sepan cuál es el origen de su falta de apetito sexual, deben buscar una solución juntos.

¿Por qué mi novio no quiere tener relaciones conmigo?

Recuerda que lo más importante es determinar la causa: ¿acaso no te quiere?, ¿quiere esperar un poco más?, ¿siente inseguridad? Saber la razón te permitirá saber cómo actuar ante esto y buscar una solución.

¿Por qué mi esposo no quiere hacer el amor?

Debes crear situaciones agradables y eróticas que despierten su deseo sexual; de lo contrario, se debe tratar el problema de una manera sincera, abierta y decidir si vale la pena intentarlo de nuevo o pensar en una posible separación.

¿Qué significa no querer tener relaciones con tu pareja?

Hay ocasiones que tanto el hombre como la mujer, por alguna razón física o psicológica, pierden el deseo sexual. Que no quieras tener relaciones puede significar muchas cosas, por ello, si no puedes identificar la causa, es probable que necesites buscar ayuda profesional.

¿Por qué un hombre no quiere tener relaciones seguido?

En el pasado se tenía la creencia de que los hombres solo pensaban en sexo. En la actualidad, los expertos afirman que poseen diferentes prioridades, dejando el sexo en un segundo plano. Ellos también pueden verse afectados por alteraciones físicas que limitan su acción sexual.

¿Qué hacer cuando tu esposo no te hace el amor?

Intenta nuevos métodos para despertar su interés. Crea un ambiente agradable y experimenta con diferentes juguetes eróticos. Habla con él sobre qué le gustaría practicar sexualmente. Inventar juegos y compartirlos juntos es una buena manera de reavivar el fuego entre ustedes.

¿Qué hacer si mi pareja me rechaza sexualmente?

Si tu pareja no quiere tener relaciones contigo, debes hablar abiertamente y expresarle cómo te sientes. Hacerle saber tus sentimientos le hará ganar confianza y te podrá explicar el motivo de su rechazo al sexo y así buscar una salida al problema.

Todo ser humano merece ser feliz y correspondido en el área sexual. Si tu pareja te rechaza, tienes el derecho a conocer la causa e intentar buscar una solución.

 

Esperamos que este artículo te haya sido de gran ayuda para saber qué hacer cuando tu pareja no quiere tener relaciones contigo y así puedas reavivar la llama del deseo.

Te recordamos que ser respetuoso y tener una buena comunicación son las bases fundamentales para lograr el triunfo amoroso.

 

Ver También:

Loading...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

8 formas de hacer que un hombre te extrañe y te busque

Mi novio me dejó por otra, mi vida es un infierno y duele: ¿ahora qué hago?