17 Señales Para Saber Cuando Se Acaba El Amor En Tu Relación

Algunas relaciones son fugaces, inician con mucho brío, son deslumbrantes, y no pasado mucho tiempo empiezan a caer en la rutina, la falta de romance, apatía, hasta que llegan al final.

¿Qué sucedió? ¿Era realmente amor? ¿Qué mató el romance? Si consideras que tu relación está atravesando por un mal momento y surgen dudas alrededor de la misma, te aconsejamos prestar atención a estas 17 señales para reconocer si tu relación está llegando a su final.

 

1.- Metas individuales

Anteriormente soñaban con compartir una vida juntos, el futuro era un lugar que crearían uniendo el esfuerzo de ambos. Todo giraba en torno a envejecer en pareja; sin embargo ahora cada uno planifica por separado.

Si ya no piensan en tener hijos, casarse, mudarse juntos, viajar juntos, es porque uno o ambos ya perdieron el interés en la relación.

 Lee nuestra guía sobre cómo dejar de pensar en alguien que todavía te gusta 

2.- Envidias a otros

Sientes incomodidad al ver el derroche de amor que otras parejas experimentan.

Llegas incluso a envidiar las demostraciones de afecto, detalles, llamadas telefónicas y palabras dulces que tus amigos enamorados expresan para con sus parejas.

Antes tu relación era así, pero ya no lo es más. Entonces estás reconociendo que las cosas andan peor de lo que aparentan, ustedes ya perdieron el romanticismo.

 

3.- No dices “Te amo”

O bien no dices “te amo”, o tu pareja ya no te lo dice con la misma frecuencia que antes. Un refrán expresa que las palabras que por la boca salen del corazón provienen.

Por lo tanto si no te provoca decirlo, o  te sientes forzado a decirlo como una manera de evitar herir los sentimientos del otro, podría significar que ya no sientes como antes.

De igual manera si tu pareja anteriormente decía a los cuatro vientos que te amaba y ahora no, es porque no siente amor, probablemente esté a tu lado por compañerismo o por las apariencias sociales.

La forma en que dice “te amo” también es otro factor  a tomar en cuenta, la voz expresa emociones ocultas. Presta a atención cuando lo dices y te lo dicen si hay desgano y apatía entonces son solo palabras vacías.

 

4.- Falta de comunicación

Tu pareja está a tu lado, pero te sientes igual de solo. Incluso hablar con tu esposo o novio ya no es interesante, es como que no tuvieran temas en común.

Estás evitando a tu pareja constantemente, ya no hablan de sus intereses, solo sobre el trabajo. No le escribes mensajes, no hay llamadas para saber ¿cómo se encuentra al irse de viaje?  o si ¿llegó con bien a su destino? ¿Cuándo regresa? ¿Te extraña?

Es simple, ves a la otra persona como un extraño. Distanciarse del otro es normal previo a la ruptura.

 

5.- Tu vida se convirtió en rutina

La magia, las sorpresas y el encanto se acabaron. Tu relación es solo una acumulación de hechos que se repiten interminablemente día a día.

Desde la mañana hasta la noche, todo es igual, estás viviendo dentro de una mala película donde el guion no acepta cambios ni improvisaciones.

Despertarse, trabajar, lavar, cocinar, dormir. La rutina los convirtió en autómatas y aburridos. La falta de audacia en la relación les mató la magia que los mantenía felices y unidos cuando se conocieron.

 

6.- El sexo es ocasional

Ya no es como antes. El compartir en la intimidad es una actividad forzada, que no produce el mismo placer, no se expresan lo mismo en las caricias, como sentían cuando la relación inició.

Te deprimes luego de estar con tu pareja, o lo haces solamente por compromiso, pero no por amor. La intimidad se volvió una rutina bastante incómoda que no conlleva intercambiar sentimientos y buenos momentos.

 

7.- Te incomoda

Tal parece que pasó de ser la pareja ideal, a convertirse en  un cúmulo de defectos ambulantes. Notas todos sus defectos, te incomoda su presencia, su risa, su forma de caminar, de vestir, de actuar, de abrazarte y de ser.

Dejó de ser tan encantador y ahora lo notas aburrido, déspota, intolerable, sofocante  y se ha convertido en una carga para ti. Realmente lo que sucede es que no sabes cómo sacarlo de tu vida. Pero ya no lo amas.

Lee nuestra guía sobre las 10 señales de que tu pareja de quiere dejar

8.- Te duele un “te amo”

Te dice “te amo”, pero aunque te das cuenta de que su amor por ti es legítimo, no eres capaz de responder con la misma honestidad.

De hecho te duele, te lastima, sientes como un ardor en tu interior, porque sabes que esa persona se desvive por ti, pero tú no lo amas de igual manera.

Te empiezas a sentir culpable, como alguien que se aprovecha de los sentimientos de una persona buena.

 

9.-  Sales con otra pareja

Ya empezaste a conocer nuevas personas e incluso te estás viendo con alguien más que te inspira afecto y emociones que ya no sientes con tu pareja.

Es momento de sincerarte al respecto, es preferible que converses con tu pareja actual y te despidas  de la relación de manera sana. Esto es mucho mejor que engañarse mutuamente.

 

10.- Estar juntos es insoportable

Estás agotado de su compañía ¿te sientes mucho más pleno y libre en soledad o con otras personas que con tu pareja?

¡La apatía se comió la relación! Si crees que estar juntos es insoportable y asfixiante, no hay nada más que hacer, dejaron de amarse.

 

11.- Surgen otros intereses

Tu pareja ya no te importa cuando es más interesante la mascota del vecino, el último chisme de farándula, un libro o tus amigos. Ya perdiste el interés en tu pareja, no sigas buscando excusas.

12.- Desconfías

 Su palabra importaba, lo que te decía era casi una ley. Pero de un tiempo para acá no le crees nada. Tal vez te demostró que no es tan digno de tu confianza como creías, te mintió y lo descubriste.

O internamente sabes que tú también le estás mintiendo, ya no eres honesto respecto a tus emociones y por eso dudas de lo que te dice. Como dicen por ahí “el ladrón juzga por su condición”.

 

13.- Se tratan como amigos

De la amistad al amor hay un paso, pero cuando ocurre en sentido contrario y pasan del amor a la amistad, a tratarse como primos o hermanos es porque la llama de la pasión se he extinguido.

El amor desapareció, pero por lo menos les queda el consuelo de contar el uno con el otro.

 

14.- Multiplicación de problemas

Prometieron apoyarse en buenas y malas, y en efecto por un tiempo fue así, pero ahora los problemas los sobrepasaron a ambos. Ya no hay interés en resolver las circunstancias negativas.

La ayuda a la pareja en la resolución de sus propios conflictos internos, laborales, económicos y familiares, es  visto  como algo lejano que no es de tu incumbencia.

15.- Desaparece de tus planes futuros

Adiós a envejecer juntos, tal parece que de permanecer a su lado tu vida se desmoronará.

Tu mayor anhelo es realizar tus planes y concretar metas individuales. Ya no estás enamorado, por eso no figura en tus planes futuros

 

16.- Te atan los compromisos

 Permaneces con tu pareja únicamente porque no tienes alternativa, bien sea que temes herirlo demasiado, o no dispones de una casa para mudarte. O tal vez tiene hijos en común y te preocupa su seguridad financiera y estabilidad emocional si te ausentas.

Puede que tambien estás experimentando lastima por tu pareja, es posible que no lo consideres lo suficientemente maduro para asumir que la relación finalizó.

En este caso no te haces ningún favor ni se lo haces a tu pareja. Tu incapacidad para tomar las riendas de tu vida y asumir que la relación no te satisface los perjudicará a ambos tarde o temprano.

 

17.- Lo lastimas

De forma no intencional estás lastimando los sentimientos de tu pareja.

Hizo la cena y te preparó una serenata por el aniversario de boda o por tu cumpleaños y tú solo respondes con un “gracias” o a duras penas sonríes.

Quiere demostrarte a toda costa que le importas y que se interesa por hacerte feliz, pero no sientes amor, así que inevitablemente respondes y actúas con brusquedad y apatía.

Tales demostraciones de afecto son consideradas  innecesarias, pero que de seguro al comienzo de la relación, las mismas te hacían sentir en las nubes.

 

En este punto es mejor acabar la relación, no vas a cambiar tu perspectiva respecto a tus sentimientos y sin querer actúas cruelmente con quien te ama.

 ¡No olvides compartir este artículo con tus amigos en las redes sociales! Nunca sabemos quien lo pueda necesitar!

Ver También:

Loading...

Agrega un cometario