Cómo Ser Bonita Si Crees Que Eres Fea: 9 Tips Para Ser Más Atractiva

Cuando vives con un alto grado de ansiedad social, la raíz de tus problemas de autoestima típicamente se manifiesta en forma de preocupaciones adicionales con respecto a tu apariencia.

Frases recurrentes como “sé que soy fea” o las fantasías constantes de convertirte en una persona atractiva pueden llegar a obsesionarte y alejarte de las interacciones sociales.

Incluso pueden provocarte problemas o malos entendidos con otras personas y obstaculizar la libertad con la que vas a perseguir tus sueños.

Salir de dudas sobre la apariencia física difícilmente es tan sencillo como salir a la calle y preguntarle a la primera persona que nos encontremos si nos considera bonitas.

Quizá esa persona diga que sí y no le creeremos, o quizá diga que no solo porque no encajamos en sus estereotipos, pero eso de ninguna manera nos hace feas.

Así que la fealdad y la belleza física, como ya te podrás imaginar, son cuestiones subjetivas que tienen que ver con la percepción particular de cada persona.

Los individuos que se preguntan si son feos, generalmente están convencidos de que sí y por ello se aíslan de los demás, como si pensaran que se necesita un determinado físico para tener el derecho de ser feliz en sociedad.

En lugar de concentrarse en cómo volverse más atractivos, se alienan a sí mismos y se concentran en demeritar su apariencia, en lugar de en ver sus puntos fuertes y sus virtudes.

Lee nuestra guía sobre cómo ser más carismático con estos 10 hábitos 

Diferencias entre los hombres y las mujeres

Tendemos a pensar que la belleza física es un tema que les importa muchísimo más a las mujeres que a los hombres, y que los problemas de autoestima se presentan con más frecuencia en el género femenino.

Pero la realidad es que tanto hombres como mujeres están muy preocupados por su apariencia y pueden padecer baja autoestima en proporciones muy similares. La única diferencia es la forma en que la sociedad les permite expresar estas preocupaciones.

Si no te gusta la manera en que te ves, no tiene mucho sentido que te limites a lamentarte por eso.

Si sientes que eres fea y te gustaría cambiar eso, en lugar de pensar que no hay nada que puedas hacer para cambiarlo, deberías considerar que la belleza es subjetiva y obtener algunas estrategias que te permitan parecer más bella a los ojos de las personas.

Tips para ser más atractiva

Hay un montón de formas de transferir gradualmente tu apreciación personal sobre ti misma de “fea” a “atractiva”.

Para ello, es importante que te enfoques en trabajar para construir tu confianza más allá de tu apariencia física, pues es en esta en donde realmente se encuentra el grado de atractivo de una persona.

Los estereotipos estéticos van y vienen, pero la confianza siempre ha sido un poderoso imán para todas las personas.

Lee nuestra guía sobre cómo ser más fotogénico 

1.- Deja ir tus obsesiones

El primer paso para llegar a ser atractiva de verdad es dejar ir las obsesiones con respecto a tu físico porque solo son un lastre que no te permite explotar todo tu potencial.

Si por ejemplo, odias tu nariz, es tiempo de que dejes de hacerlo y la reconozcas como una parte de tu personalidad única.

Además, preocuparte al respecto nunca va a hacer que un día despiertes con una nariz diferente. Y tener una nariz más grande o más chica realmente no va a influir demasiado en la forma en la que alcanzas tus sueños.

Aunque las preocupaciones obsesivas de este tipo no son sencillas de dejar atrás, puedes trabajar diariamente en un ejercicio real de aceptación hacia ti misma, parte por parte, si es necesario.

2.- Cambia tu estilo de peinado

Si has tenido el mismo estilo de cabello desde siempre, es un excelente momento para que te atrevas a algo diferente y compruebes lo muy favorecedores que pueden ser para tu rostro otros estilos.

Incluso, puedes cambiar de estilista y dejar completamente en sus manos y en su conocimiento el corte que mejor te quede. No tiene que ser algo drástico, algunas veces, unas intervenciones muy sutiles provocan cambios para bien bastante visibles.

3.- Renueva tu armario

Aprender a ser atractiva en el exterior tiene mucho que ver con hacer cambios justo en ese nivel, por evidente que pueda sonar.

Muchas personas se dan cuenta de que tan solo poniéndole un poco de atención a la ropa que utilizan y hacienda algunos cambios a colores o cortes más favorecedores, cambia radicalmente la manera en la que se observan a sí mismos frente al espejo.

Realmente no es necesario que gastes todos tus ahorros comprando ropa carísima de diseñador, ni siquiera que sigas las modas y las tendencias.

Basta con que una o dos tardes te dediques a observar de manera consciente cómo te sienta la ropa, conserves aquello que mejor se te ve, elimines lo que no te va y hagas algunas adquisiciones estratégicas de prendas que te hagan sentir cómoda y guapa.

Además de la diferencia que los demás verán en el exterior, esto te ayudará a ganar bastante confianza en ti misma y comenzarás a proyectarla de inmediato.

4.- Ejercítate

Una enorme cantidad de mujeres están convencidas de que son feas porque no tienen la talla “ideal”.

Amén de los estereotipos imposibles, la salud siempre será belleza, así que si estás pasada de peso, sería importante ver qué te está llevando a comer más de lo que necesitas, y enfocar esa ansiedad en alguna disciplina deportiva que te haga mejorar tu físico y por supuesto, tu autoestima.

5.- Sonríe

Piensa en tu apariencia actual y en la expresión que por lo general tiene tu rostro. Ahora, compárala con cómo se ve cuando esbozas la mejor de tu sonrisa.

Sonreír nos convierte casi automáticamente en personas más atractivas, está en nuestro código genético interpretar las sonrisas de los demás de forma positiva.

Así que aprovecha esta ventaja evolutiva a tu favor y deja que tu atractivo comience a salir a flote a través de tu sonrisa. Recuerda que las visitas frecuentes al dentista dejarán tu sonrisa reluciente para que la puedas compartir con los demás sin miedo.

Lee nuestra guía sobre las 20 formas de ser más cool

6.- Mejora tu postura

La mayoría de las personas no cuidamos nuestra postura, y eso hace que nos veamos encorvados sin darnos cuenta. Vernos así nos resta altura y nos suma kilos a nivel visual, Así que el simple acto de pararte o sentarte derecho te puede hacer ver como una persona más atractiva. Es así de simple.

7.-No señales tus defectos

Las personas que se sienten feas, muy frecuentemente se la pasan expresándolo en voz alta con las personas que les rodean. Deja de hacerlo, realmente esto no ayuda para nada a la manera en la que los demás te ven porque solo estás reafirmando un punto que no te gusta.

En lugar de eso, si no sientes que tu físico es tu mejor arma, utiliza otras. Quizá tu inteligencia, tu sentido del humor o tu amabilidad. A la larga, estos son atributos que permanecen en la mente de los demás mucho más tiempo que la imagen de una cara bonita.

8.- Encuentra tu look

No tengas miedo de experimentar. Quizá ese fleco morado resulte ser exactamente lo que necesitabas para sentirte cómoda, hermosa, única y original. Una vez que encuentres ese look que te gusta, preocúpate por mantenerlo y no caigas en la tentación de descuidarte.

Las personas que se cuidan a sí mismas proyectan que son dignas de amor y respeto.

9.- Mejora tu calidad de vida

Si quieres aprender a ser atractiva, tienes que comenzar a disfrutar tu vida realmente.

Con tu nuevo peinado, y tu guardarropa optimizado, es un excelente momento para que aproveches esa confianza renovada y te dediques a cultivar las actividades que realmente te llenan como persona y hacen que incremente tu autoestima.

 

Ninguna mujer es más bella que aquella que es talentosa en lo que le gusta hacer, independientemente de su físico.

¡No olvides dejar tus comentarios y compartir este artículo en tus redes sociales!

Ver También:

Loading...

Agrega un cometario